CD-USO

Las características especiales de la CREMA DÉRMICA por su nivel de absorción y por su dispersión en la Dermis, favorecen el tratamiento directo. Aplicar la CREMA DÉRMICA siempre en primer lugar, preferentemente en la noche, para favorecer su función.

Si se necesita o gusta aplicar durante el día, extender la CREMA DÉRMICA después de la limpieza y equilibrado, sobre cara y cuello, unos minutos después, finalizar el tratamiento con la CREMA EPIDÉRMICA.